top of page

Datos verídicos sobre el protector solar



La FDA regula los protectores solares para garantizar que cumplan con las normas de inocuidad y eficacia. Los fabricantes deben realizar ciertas pruebas antes de vender sus productos de protección solar. La forma en que usa el protector solar y las otras medidas de protección que usted toma marcan la diferencia en lo bien que puede protegerse a sí mismo y a su familia de las quemaduras solares, el cáncer de piel y el envejecimiento prematuro de la piel causado por el sol.


VERDAD

Los protectores solares de amplio espectro ayudan a proteger contra los rayos UVA y UVB, dos tipos de radiación ultravioleta del sol. Los protectores solares de amplio espectro con un valor de factor de protección solar (FPS) de 15 o más reducen el riesgo de cáncer de piel y el envejecimiento prematuro de la piel cuando se usan según las indicaciones con otras medidas de protección solar. 

Todos los protectores solares ayudan a proteger contra las quemaduras solares. La FDA recomienda que use protector solar de amplio espectro con un FPS de 15 o más, incluso en días nublados. No se ha demostrado que todos los protectores solares protegen contra el cáncer de piel, por lo que es importante buscar un protector solar que esté etiquetado como de amplio espectro y con FPS 15 o superior. El protector solar de amplio espectro brinda protección contra los dos tipos de radiación ultravioleta a los que estamos expuestos todos los días proporcionando una barrera que absorbe o refleja la radiación UV antes de que dañe la piel. Los productos de protección solar que no sean de amplio espectro o que tengan un FPS menor a 15 tienen que llevar la siguiente advertencia:  Pasar tiempo bajo el sol aumenta el riesgo de cáncer de piel y envejecimiento prematuro de la piel. Se ha demostrado que este producto solo ayuda a prevenir las quemaduras solares, no el cáncer de piel ni el envejecimiento prematuro de la piel.   

Se ha demostrado que solo los productos de protección solar de amplio espectro con un FPS de al menos 15 reducen el riesgo de cáncer de piel y el envejecimiento prematuro de la piel causado por el sol cuando se usan según las indicaciones con otras medidas de protección solar.     


VERDAD

Personas de todos los tonos de piel corren el riesgo de sufrir cáncer de piel, envejecimiento de la piel y quemaduras solares por pasar tiempo bajo el sol.  

La exposición al sol puede causar quemaduras solares, envejecimiento de la piel (como manchas, arrugas o “piel correosa”) y cáncer de piel. Esto es válido para personas de todos los tonos de piel, no solo para personas con piel muy clara. Los protectores solares ayudan a proteger a las personas de las quemaduras solares y, en el caso de los productos de amplio espectro con un FPS de al menos 15, reducen el riesgo de cáncer de piel y el envejecimiento prematuro de la piel causado por el sol cuando se usan según las indicaciones junto con otras medidas de protección solar.  

Pasar tiempo bajo el sol aumenta el riesgo de cáncer de piel y de envejecimiento prematuro de la piel, independientemente del color de piel.  


VERDAD

No existe tal cosa como un protector solar a prueba de agua. 

Todos los protectores solares, incluso los etiquetados como “resistentes al agua”, al final se desvanecen con el agua. Los productos que afirman ser resistentes al agua, durante 40 u 80 minutos, le indican por cuánto tiempo puede recibir el nivel de protección FPS que figura en la etiqueta mientras entra y sale del agua. Los fabricantes no pueden afirmar que sus protectores solares son “resistentes al agua” o “resistentes al sudor”.   

Ningún protector solar es resistente al agua.   


VERDAD

Los protectores solares no se recomiendan para bebés menores de 6 meses. 

Los bebés corren un mayor riesgo que los adultos de sufrir los efectos secundarios de los protectores solares, como sarpullido. La FDA recomienda que los bebés se mantengan alejados del sol durante el horario de 10 a. m. y 2 p. m., y usar ropa protectora para ellos si tienen que estar al sol. Vista a los bebés con pantalones largos livianos, camisas de manga larga y sombreros de ala ancha que den sombra al cuello para evitar las quemaduras solares. Pregúntele a un médico antes de aplicar protector solar a niños menores de 6 meses.  

La mejor protección para los bebés es mantenerlos completamente alejados del sol.   

Commentaires


bottom of page